• susananaranjoespin

Presunto traficante de 185 tortugas detenido en Galápagos

Galápagos, 29 de marzo de 2021

  • Todas las tortugas muertas serán mantenidas en congelación para realizar la necropsia respectiva y determinar con certeza la causa de la muerte.

  • La investigación se mantiene abierta y la autoridad ambiental está impulsando todas las acciones legales para que este presunto delito sea sancionado como corresponde.

El 28 de marzo de 2021, durante las actividades de revisión de carga en el aeropuerto de Baltra,

el guardaparque responsable junto al personal del aeropuerto ecológico Galápagos realizaron el hallazgo de 185 tortugas gigantes de Galápagos (neonatos), dentro de una maleta que tendría como destino la ciudad Guayaquil. Inmediatamente descubierto el presunto tráfico de especies protegidas, la autoridad ambiental dio la alerta a la Fiscalía y a la Unidad Nacional de Policía de Protección Ambiental y se dio inicio a las investigaciones correspondientes.

Al momento del hallazgo, las tortugas gigantes neonatos, estaban envueltas en plástico y se hallaron diez muertas. La Fiscalía dispuso a la Dirección del PNG mantener la cadena de custodia sobre los especímenes, los que fueron trasladados hasta el centro de crianza Fausto Llerena, de la isla Santa Cruz, donde recibieron la atención necesaria. Lamentablemente cinco tortugas más murieron posiblemente a causa del estrés que sufrieron por la separación de su hábitat.

Durante horas de la tarde se realizó la detención del policía Nixon Alejandro P. D. quien será procesado por su presunta autoría en el hecho. La Fiscalía ha anunciado que se le formulará cargos por el delito contra la flora y fauna silvestre, lo que se sanciona con una pena privativa de libertad de hasta 3 años conforme a la ley.

Paralelamente los guardaparques procedieron a la revisión del estado de salud de los quelonios hallados. Se tomaron medidas de peso y talla. La evaluación veterinaria determinó que las tortuguitas no se encuentran en buenas condiciones de salud.

Marcelo Mata, Ministro de Ambiente señaló que “no existirá ninguna contemplación con estas personas que hacen tanto mal a la sociedad, al ambiente, a la salud, y al pudor de la ecología.

Caeremos con todo el peso de la ley y como primera autoridad ambiental del Ecuador estaremos prestos con todo lo que tanto la Fiscalía y el resto de autoridades nos pidan puesto que esto es un tema que está fuera de la competencia administrativa del MAAE por lo que podríamos solamente cooperar y de ser el caso llegar a presentar una acusación particular”.

Danny Rueda, director del Parque Nacional Galápagos, aseguró que “la experticia de los guardaparques en la revisión de la carga y el equipaje que sale tanto vía aérea como marítima ha impedido que este y otros casos de tráfico de especies se efectúe. Los infractores siempre estarán buscando la manera de evadir los controles y realizar las actividades ilícitas. Es importante aclarar que estas tortugas no pertenecen a nuestros centros de crianza en cautiverio, se está investigando la procedencia, considerando que el área protegida donde se desarrollan las tortugas en estado natural es extensa”.

Washington Tapia, experto en tortugas gigantes, científico asesor de Galápagos Conservancy, expresó que “Por ahora no se puede determinar a qué especie pertenecen las tortugas. Es imposible a simple vista identificar la especie de tortugas, incluso cuando son adultas, solo se puede diferenciar el tipo de caparazón, si es montura o cúpula. La única forma precisa de poder determinar la especie a la que pertenecen es a través de análisis genéticos”.


Las tortugas gigantes de Galápagos son especies endémicas, únicas en el mundo. Son parte fundamental de la cadena trófica de sus ecosistemas, son dispensadoras de semillas, con sus movimientos moldean el ecosistema, creando mejores condiciones para que plantas, animales u otras especies se desarrollen.


Fuente: Ministerio del Ambiente y Agua

3 vistas0 comentarios